Educar en el asombro de Catherine l’Ecuyer

Catherine l’Ecuyer ha escrito sobre un tema muy preocupante en la educación de nuestr@s pequeñ@s: la falta en asombro que tienen prematuramente.

En la infancia hay una capacidad maravillosa que es la de asombrarse por todo lo que te rodea. Una mariposa, una nube rosa por el anochecer, una piedrecita blanca, un copo de nieve… qualquier cosa puede ser espectacular y puede llevar a los niños a llenarse de felicidad.

Desgraciadamente, esta gran capacidad que sólo tenemos los seres humanos y que haría que los adultos viviéramos disfrutando de cada momento, va perdiendo fuerza a medida que crecemos. Los adultos nos arrastran a su vida programada y no nos permiten encantarnos en el camino hacia la escuela porque hemos visto una mariquita o una hoja que flota en un charco de agua, nos llenan los días de sonidos y estímulos y nos apuntan a un sinfin de actividades pensadas para estimular nuestro cerebro des de edades tan tempranas que nos perdemos la autenticidad que significa descubrir el mundo en el asombro.

Que bién que en la Vanguardia haya periodistas y editores que difundan libros com el de esta autora.

La Contra: Catherine l'Ecuyer.

EDUCAR EN EL ASOMBRO (Catherine l’Ecuyer)

¿Cómo lograr que un niños, y luego un adolescente, sea capaz de estar quieto observando con calma a su alrededor, capaz de esperar antes de tener, capaz de pensar, con motivación para aprender sin miedo al esfuerzo?

Los niños crecen en un entorno cada vez más frenético y exigente que, por un lado, ha hecho la tarea de educar más compleja, y, por otro, los ha alejado de los esencial. Para su éxito futuro, vemos necesario programarlos para un sinfín de actividades que les están apartando del ocio de siempre, del juego libre, de la naturaleza, del silencio, de la belleza. Su vida se ha convertido en una verdadera carrera para saltar etapas, lo que les aleja cada vez más de su propia naturaleza. Muchos niños se están perdiendo lo mejor de la vida: descubrir el mundo, adentrarse en la realidad. Un ruido ensordecedor acalla sus preguntas, las estridentes pantallas saturan sus sentidos e interrumpan el aprendizaje lento de todo lo maravilloso que hay que descubrir por primera vez.

Educar en el asombro es replantear el aprendizaje como un viaje que nace desde el interior de la persona, una aventura maravillosa facilitada por una consideración profunda de lo que reclama la naturaleza del niño como el respeto por su inocencia, sus ritmos, su sentido del misterio y su sed de belleza.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s